Cinco instrumentos electrónicos que posiblemente no conoces

Zeusófono

Este impresionante instrumento está construido a partir de una bobina de Tesla por Steve Ward en el año 2007. Podría definirse como un “altavoz de plasma” ya que produce su sonido modulando la intensidad de la corriente eléctrica y de los gigantescos rayos de plasma producidos, su sonido recuerda a una mezcla de una impresora antigua funcionando y de una guitarra eléctrica..

Otamatone

Este simpático instrumento Japonés fué creado en 2009 por la compañía artística de los hermanos Masamichi y Nobumichi Tosa: Cube Works. El otamatone tiene forma de corchea
y produce su sonoridad con las dos manos, una mano sostiene y presiona la «cabeza», el otro controla el tono de la nota al deslizar el a lo largo de la longitud de una barra que actúa como el diapasón de un violín, además se puede sacudir el «cuello» del instrumento para producir un efecto wah-wah. Está diseñado para que el sonido se parezca al de la voz humana aunque se asemeja más al de un sintetizador o de un jinghu.

Arpa Láser

Diseñado por Bernard Szajner en 1981 y es todo un espectáculo de luz y sonido. El instrumento proyecta un haz de láseres en paralelo, cuando el intérprete bloquea uno de los rayos, es detectado por un fotodiodo conectado a una consola electrónica, activando así la nota indicada que es reproducida mediante sintetizadores o samplers. Lo que hace único a este instrumento es su espectacularidad. Para producir los haces láser visibles en el aire, es necesario un láser relativamente potente, de al menos 20 mW pero para obtener resultados espectaculares se requieren 500 mW o más lo que se traduce en riesgo de daño a la piel y a los ojos, por lo tanto, utilizar protecciones como guantes y gafas. Este instrumento se popularizó gracias a Jean Michel Jarre.

Theremín

Patentado en 1928 por el inventor ruso Léon Theremin, del cual debe su nombre y se le atribuye ser el primer instrumento electrónico de la historia. El instrumento de aspecto extraño produce el sonido generando un campo electromagnético producido por una frecuencia de radio oscilante, cuando un cuerpo entra en este campo, en este caso las manos del intérprete, modifica la frecuencia del mismo por su carga eléctrica.
El theremín ha sido muy usado en cine y televisión, sobre todo en obras de ciencia ficción, ya que su sonido puede resultar extraño y futurista, como en la melodía de la serie original de star trek.

Además tuvo su momento de gloria en la cultura pop al aparecer en un capítulo de The Big Bang Theory en la que uno de sus protagonistas, Sheldon Cooper, tocaba este instrumento.

5 diciembre 2019 - CampusFP