Técnico Superior en Producción de Audiovisuales y Espectáculos

Imagen CampusFP Técnico Superior en Producción de Audiovisuales y Espectáculos 23-2

Técnico Superior en Producción de Audiovisuales y Espectáculos

Si quieres dedicarte al mundo del espectáculo, estás en el lugar correcto. Con la titulación de Producción de Audiovisuales y Espectáculos podrás a aprender a gestionar y planificar todo lo necesario para llevar a cabo cualquier evento o proyecto audiovisual. ¡Que empiece la función!

The Show Must Go On!

Y tú puedes formar parte de ello; trabaja como ayudante de producción de cine, de video, de televisión,  de animación, de multimedia y de radio, jefe/a de producción de espectáculos en vivo y eventos, ayudante de producción de espectáculos en vivo y eventos y gerente de compañía

Módulos profesiones del primer curso

Formación y orientación laboral (90 h)
Medios técnicos audiovisuales y escénicos (235 h)
Planificación de proyectos audiovisuales (265 h)
Planificación de proyectos de espectáculos y eventos (205 h)
Recursos expresivos audiovisuales y escénicos (205 h)

Módulos profesiones del segundo curso

Administración y promoción de audiovisuales y espectáculos (165 h)
Empresa e iniciativa emprendedora (65 h)
Inglés técnico para grado superior (40 h)
Gestión de proyectos de cine, vídeo y multimedia (140 h)
Gestión de proyectos de espectáculos y eventos (95 h)
Gestión de proyectos de televisión y radio (95 h)
Proyecto de producción de audiovisuales y espectáculos (30 h)
Formación en centros de trabajo (370 h)

Objetivos

Este profesional ejerce su actividad en el sector de la producción de todo tipo de programas audiovisuales (cine, vídeo, multimedia, televisión, radio y new media) así como en la producción de espectáculos (artes escénicas, producciones musicales y eventos). Aprenderás a planificar la producción de los proyectos, estableciendo las diferentes fases, optimizando tiemposrecursoscostes y calidades y gestionar los recursos humanostécnicos y materiales necesarios para la producción de proyectos audiovisuales, de espectáculos y de eventos

Progresion académica

  • A cursos de Especialización Profesional.
  • A otro Ciclo de Formación Profesional de Grado Superior con la posibilidad de establecer convalidaciones de módulos profesionales de acuerdo a la normativa vigente.
  • A Estudios Universitarios Nacionales e Internacionales con las correspondientes convalidaciones de créditos ECTS según normativas vigentes.

Dónde puedes estudiar:

¿Sabías qué…?

El séptimo arte

¿Alguna vez te has preguntado qué significa eso de que el cine sea el «séptimo arte»? Cuando el cine comenzó a coger fuerza y popularidad, los críticos empezaron a cuestionarse si se encontraban ante una nueva forma de arte o no. Fue entonces cuando el famoso crítico de cine italiano Ricciotto Canudo proclamó durante una conferencia que el cine era el «séptimo arte», ya que unía las seis artes tradicionales: pintura, arquitectura, escultura, música, poesía y danza.

A través del cine, se pueden contar historias utilizando imágenes en movimiento, sonido, diálogos, música y otros recursos visuales y auditivos. Además, el cine tiene su propio lenguaje y técnicas específicas, como la edición, la cinematografía y la dirección de actores, que lo distinguen como una forma de expresión artística única. 

Por ende, al cine se le otorga el título de séptimo arte para enfatizar su importancia y singularidad, así como su capacidad de combinar y sintetizar diferentes formas de arte.

La figura del productor ejecutivo

El papel del productor ejecutivo de un proyecto audiovisual puede variar entre diferentes culturas, incluso dentro de empresas de un mismo país, pero a grandes rasgos es una figura cuya función es la gestión y supervisión de todo el proceso de producción, desde el desarrollo hasta la distribución. Su objetivo principal es asegurar que el proyecto se realice de manera exitosa, tanto en términos creativos como financieros.

Se encarga de la financiación del proyecto (tanto con capital privado como subvenciones de instituciones públicas), la contratación del equipo de producción (incluyendo al director, guionistas, elenco y equipo técnico, además de coordinar y supervisar a todos ellos), la toma de decisiones creativas y estratégicas, y de garantizar que el proyecto se mantenga dentro del presupuesto y de los plazos establecidos. El productor ejecutivo también puede encargarse de la negociación de los acuerdos de distribución y promoción.

En algunos casos los productores ejecutivos participan de las ganancias, mediante un porcentaje acordado.

El mercado televisivo

En televisión, cuando nace un nuevo proyecto en cadena, este puede ser creado, comprado o adaptado. Los productos creados son aquellos en los que en los que se desarrolla por primera vez la idea, la estructura y la evolución del producto. Por ejemplo, una de las series originales más populares de España es Cuéntame.

Sin embargo, el producto también puede ser comprado. Cuando una cadena compra un programa, adquiere sus derechos de explotación, como Antena 3, que durante muchos años emitía Los Simpson, una serie americana de FOX, a la hora de comer.

Pero existe una tercera opción, en la que se adapta un producto o formato a la nueva cultura, economía y sociedad del país donde se va a emitir. Por ejemplo, muchos de los realities o concursos de nuestra parrilla (Masked Singer, Gran Hermano o Pasapalabra) son formatos con su versión española.

Sea cual sea la manera de producir el programa, su fin es generar la máxima audiencia posible. Los anunciantes pagan por los espacios publicitarios y el valor de estos va en función de la cantidad de audiencia que consuma el producto en el que se inserte la publicidad. Esta guerra de audiencias es el motor de la televisión.

¿Cómo se determina el Prime Time?

El departamento de programación decide cuándo se emite cada programa y qué publicidad incluye. Hay muchos factores que interfieren en las programaciones televisivas, ya sean económicos, sociales, políticos, profesionales, competitivos o de horario. Pero uno de los que más influye es la cultura y los hábitos del territorio en el que se va a emitir un programa.

Esto quiere decir que las programaciones de la BBC y de TVE no tienen nada que ver, desde las horas en las que se emiten los informativos hasta la hora en la que se posiciona el Prime Time: el horario de máxima audiencia.

En España se encuentra entre las 22:00 y las 22:30 de la noche (fluctúa también dependiendo del día de la semana), pero poco a poco se va atrasando más. En esta franja horaria se entiende que todos los familiares de un hogar se reúnen en torno a la televisión. Como curiosidad, en Reino Unido, se considera que es a las 18:00, y en Francia y Alemania, a las 20:00. Por tanto, los horarios de la parrilla televisiva son también un reflejo de nuestras costumbres.

Supersticiones y tradiciones

El mundo del espectáculo es uno lleno de supersticiones y tradiciones. Por ejemplo, la expresión «mucha mierda», o la inglesa «rómpete una pierna» significan ambas «mucho éxito», ya que decirlo explícitamente puede resultar gafe. La primera se remonta a cuando la gente se desplazaba en caballo, cuando una gran cantidad de excrementos en la entrada del teatro significaba una gran afluencia de público. Asimismo, se cree que la expresión «rómpete una pierna» hace referencia a las veces que los actores se tenían que arrodillar ante el público cuando estos aplauden al final de una obra. A más aplausos, más tiempo tenían que saludar.

Por otro lado, ni se te ocurra mencionar a Macbeth, bien es sabido en el gremio del teatro que la obra de Shakespeare está maldita por las tres brujas de la historia. Muchas tragedias han tenido lugar en las producciones de esta obra, o cuando ha sido mencionada, por lo que se la conoce simplemente como «la obra escocesa». Tampoco vistas prendas amarillas. Se dice que Molière vestía de amarillo (aunque cambia dependiendo del país) en el estreno de El enfermo imaginario, donde se comenzó a encontrarse mal y falleció a las pocas horas, por lo que el amarillo está vetado del escenario.

¿Por qué Goya?

Los Premios Goya son el máximo galardón del cine español. Se otorgan de forma anual por la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de España, con la finalidad de premiar a los mejores profesionales en cada una de las distintas especialidades de la industria cinematográfica española. Pero ¿por qué «Los Goya» cuando este era un pintor y no un cineasta?

Los Goya nacen en 1987 (edición de 1986) y por aquel entonces se tanteaban otros nombres como los Premios Lumière, Premios Buñuel o Premios Soles. Finalmente se optó por hacer el honor Francisco de Goya por la facilidad del nombre, por ser uno de nuestros máximos representantes y por el concepto pictórico cercano al cine del artista, puesto que sus obras más representativas parecen tener un tratamiento secuencial.

El cineasta español Carlos Saura afirmó: «No tengo la menor duda de que si Goya viviera hoy sería un cineasta. (…) Era un cineasta creativo y poderoso antes de inventarse el cine. Por ello nada más acertado que llamar Goya a los premios de nuestra Academia de Cine».

Festivales de cine que deberías conocer

Los festivales de cine son uno de los mayores acontecimientos para los profesionales del sector audiovisual, ya que reúnen a cineastas, actores, productores y aficionados del cine de todo el mundo para presentar y promocionar nuevas películas, cortometrajes o documentales. Son el lugar perfecto para conocer las últimas producciones y tendencias, así como para establecer contactos en la industria.

Incluyen estrenos mundiales, premieres, homenajes y competiciones, así como eventos especiales, ya sean conferencias, mesas redondas, galas de premios o proyecciones al aire libre.

Estos festivales ofrecen a los cineastas la oportunidad de presentar su trabajo y obtener un reconocimiento en la industria cinematográfica. También suponen una oportunidad para distribuidores y productores, ya que aquí adquieren nuevos proyectos para distribuir a nivel internacional.

El primer festival de este tipo fue el Festival de Cine de Venecia, que arrancó en 1932 y sigue siendo hoy uno de los más destacados. Otros festivales que deberías conocer son el Festival de cine de Cannes, el de Venecia, el de Berlín, el de Sundance, el de Tokio o el del Mar de Plata, entre otros. En España también contamos con el Festival de cine de San Sebastián, el de Sitges o el de Málaga.

Alice Guy

Los albores de la cinematografía suelen describirse con algunos nombres, como el de los hermanos Lumière o Georges Méliès. Pero hubo una cineasta invisible que, a pesar de su contribución significativa a la industria, fue olvidada durante muchos años: Alice Guy.

Alice Guy-Blaché fue una pionera y una de las primeras directoras de cine de la historia. Cierto es que comenzó su carrera en la industria en 1894, trabajando para los hermanos Lumière en París. Unos años después, en 1896, Guy fundó su propia compañía, Solax Studio, y realizó su primera película: La Fee aux Choux. A lo largo de su carrera, dirigió y produjo más de 1000 películas, que abarcan diversos géneros como la comedia, el drama o el documental.

No solo eso, también experimentó con nuevas técnicas y estilos narrativos. Se le atribuye la creación de algunas de las primeras películas narrativas, así como el uso de efectos especiales y técnicas de coloración en el cine mudo.

En las últimas décadas, ha habido un renovado interés en su trabajo y legado. Hoy se reconoce a Alice Guy como una figura influyente en la historia del cine y una defensora de la igualdad de género en la industria cinematográfica.

Los hermanos Lumière

Auguste y Louis Lumière fueron dos hermanos que, gracias a su invento, el cinematógrafo, asentaron lo que se convertiría en una de las mayores industrias culturales de nuestra sociedad: la industria cinematográfica.

Los hermanos desarrollaron el cinematógrafo inspirándose en el kinetoscopio de Edison, un aparato algo incómodo con el que se podían ver fotografías animadas a través de un visor. El objetivo de los Lumière era llevar eso a la gran pantalla. Así es como el 22 de marzo de 1895 tuvo lugar en París la primera proyección, a la que acudieron unos 200 miembros de la Sociedad para el Desarrollo de la Industria Nacional. Un hito que marcaría un antes y un después en la historia del cine.

La primera proyección pública comercial tendría que esperar unos meses, al 28 de diciembre de 1895. Aquí es donde nacerían realmente las salas de cine como las conocemos. En esta ocasión, alrededor de 40 visitantes pagaron para asistir a la presentación. Allí se demostró que las técnicas y los enfoques comerciales de los Lumière eran los más viables y revolucionarios, sentando las bases para la evolución del cine.

Modalidad

Presencial

Titulaciones relacionadas

Empresas colaboradoras

Certifica tu nivel de inglés

CampusFP – Formación Profesional Reglada


14 enero 2023 - Campus FP